miércoles, marzo 03, 2010

Publicación en MedlinePLus: Las investigaciones con células madre cardiacas se aproximan a tratamientos en humanos

Un 'parche' para el tejido cardiaco dañado es tan solo uno de varios logros prometedores


Traducido del inglés: miércoles, 24 de febrero, 2010

Imagen de noticias HealthDayMIÉRCOLES, 24 de febrero (HealthDay News/DrTango) -- Los investigadores están avanzando, aunque algunas veces de forma lenta y metódica, hacia el objetivo de usar terapias de células madre para ayudar a las personas que tienen enfermedades cardiovasculares, la principal causa de muerte entre hombres y mujeres de Estados Unidos.

Aunque gran parte de los logros conseguidos hasta ahora han sido en ciencia básica, las células madre sí parecen estar cerca de poder ayudar a los humanos.

"Hemos observado efectos modestos aunque consistentes en la capacidad de las células madres para mejorar la función cardiaca y regenerar el corazón", aseguró el Dr. Gordon Tomaselli, vocero de la American Heart Association y profesor asociado de medicina en la Facultad de medicina de la Universidad de Johns Hopkins en Baltimore.

"Creo que existe mucha esperanza", agregó el Dr. Darwin J. Prockop, director de la Facultad de medicina del Instituto de Medicina Regenerativa del Centro de Ciencias de la Salud de la Texas A&M en Scott & White en Temple.

Varios de los estudios presentados en noviembre pasado en las sesiones científicas anuales de la American Heart Association sirven como ejemplos.

En un estudio llevado a cabo en Alemania, 35 pacientes que recibieron un trasplante de células madre de la médula ósea durante la cirugía de derivación arterial coronaria lograron "excelente seguridad y supervivencia a largo plazo".

Diez pacientes que recibieron trasplantes similares después de la reparación de las válvulas mitrales también consiguieron buenos resultados, con mejoras en la capacidad de bombeo del corazón.

Investigadores eslovenos lograron un éxito similar, con mejoras observadas en pacientes de insuficiencia cardiaca avanzada que recibieron células madre derivadas de la médula ósea.

También se informó sobre avances en terapia genética, ya que investigadores singapurenses consiguieron mediante nanotecnología inyectar células modificadas genéticamente para ayudar a curar el daño del ataque cardiaco en conejos.

La promesa de las células madre depende de la capacidad de producir suministros ilimitados de células cardiacas humanas, informan los expertos.

Kevin Eggan, director científico de la New York Stem Cell Foundation y profesor asociado de células madre y biología regenerativa en la Universidad de Harvard, informó sobre dos tratamientos innovadores que necesitarán la producción sostenida de células madre.

Uno es un futuro "parche" hecho a partir de estas células para reparar el tejido cardiaco dañado después de un ataque cardiaco. Los investigadores también esperan crear vasos sanguíneos a partir de células madres para usar en la cirugía de derivación (bypass) y otros procedimientos.

"Los científicos están haciendo progresos sustanciales para que la producción de las varias células vasculares necesarias sea posible", destacó Eggan. "El trasplante de estas células es algo que resultará de todo esto".

Quizá más inmediato sea el uso de células madre para probar medicamentos para el corazón, para evaluar fármacos en ensayos preclínicos, señaló Eggan.

"Esto se puede hacer de diferentes maneras", explicó Eggan. Los investigadores pueden determinar en una placa de laboratorio si un medicamento funciona de verdad en las células cardiacas, destacó. El otro método consistiría en mejorar la fabricación de células cardiacas para grupos diversos de personas para determinar en qué células funciona el medicamento.

"Una de las partes más complicadas de los ensayos de medicamentos es que a menudo no funcionan igual de bien en todas las personas", explicó Eggan. "Hay que estudiar a un gran número de personas para poder ver cualquier tipo de efectos. Esto implicaría examinar a personas en las que el medicamento no será efectivo. Nos permitiría personalizar la medicina".

Una innovación que está cerca de salir al mercado, señaló Eggan, es un método para identificar y eliminar medicamentos tóxicos antes de que lleguen a los ensayos clínicos.

Se está trabajando en un sistema que permitirá la evaluación de medicamentos sobre células del músculo cardiaco en placas de laboratorio.

"Esto permitiría ahorrar una gran cantidad de tiempo y dinero", destacó Eggan.

La terapia genética no ha avanzado tanto, agregó, aunque predice que se combinará con las terapias de células madre en el futuro.

"Realmente, lo mejor que ha salido de esto es que ninguna persona ha sufrido daños por las terapias [de células madre]", apuntó Prockop.


Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare

FUENTES: Gordan Tomaselli, M.D., spokesman, American Heart Association and professor, medicine, Johns Hopkins University School of Medicine, Baltimore; Darwin J. Prockop, M.D., Ph.D., director, Texas A&M Health Science Center College of Medicine Institute for Regenerative Medicine at Scott & White, Temple; Kevin Eggan, chief scientific officer, the New York Stem Cell Foundation, and associate professor, stem cell and regenerative biology, Harvard University, Boston

HealthDay

(c) Derechos de autor 2010, HealthDay

Noticias relacionadas (enlaces al NLM):

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada